A

B

C

D

M

X

Y

Z

ABCDMXYZ

P

Psicología ambiental

  • podcast

  • texto

  • entrevista

  • referencia

Francisco Paillie

2020

La psicología urbana se basa en la relación o el impacto que el mundo objetual, formal y físico, puede tener sobre las emociones, sensaciones y experiencias de una persona o una sociedad. En concreto, quienes practican esta rama disciplinar desde la arquitectura, el diseño y/o la psicología, buscan conocer, establecer y explorar aquellas relaciones que vinculan las interacciones de las personas con los espacios en que estas ocurren.

De alguna manera, tal relación sugiere una operación dialéctica: puede el contexto (natural o construido) predeterminar algunas actuaciones, emociones y experiencias de los individuos o las sociedades; y, del mismo modo, pueden las sociedades, sus creencias, impulsos e intenciones tener impacto sobre la manera en que concebimos, transformamos y diseñamos el entorno construido.

De manera más específica, la psicología del espacio se basa en el diseño y/o integración de pequeños empujones ("nudges" en inglés), un concepto tomado de las ciencias del comportamiento, que utiliza estímulos para favorecer cierto tipo de comportamientos por parte de un usuario. Aunque su aceptación dentro de las disciplinas del diseño está más vinculada al diseño de interiores, dada su relación con la psicología ambiental, ciertos avances científicos y tendencias arquitectónicas y urbanas han significado una mayor aceptación de la psicología urbana como un instrumento para definir factores clave a los que un proceso de diseño urbano debe prestar atención.

Francisco Paillie

2020

La psicología urbana se basa en la relación o el impacto que el mundo objetual, formal y físico, puede tener sobre las emociones, sensaciones y experiencias de una persona o una sociedad. En concreto, quienes practican esta rama disciplinar desde la arquitectura, el diseño y/o la psicología, buscan conocer, establecer y explorar aquellas relaciones que vinculan las interacciones de las personas con los espacios en que estas ocurren.

De alguna manera, tal relación sugiere una operación dialéctica: puede el contexto (natural o construido) predeterminar algunas actuaciones, emociones y experiencias de los individuos o las sociedades; y, del mismo modo, pueden las sociedades, sus creencias, impulsos e intenciones tener impacto sobre la manera en que concebimos, transformamos y diseñamos el entorno construido.

De manera más específica, la psicología del espacio se basa en el diseño y/o integración de pequeños empujones ("nudges" en inglés), un concepto tomado de las ciencias del comportamiento, que utiliza estímulos para favorecer cierto tipo de comportamientos por parte de un usuario. Aunque su aceptación dentro de las disciplinas del diseño está más vinculada al diseño de interiores, dada su relación con la psicología ambiental, ciertos avances científicos y tendencias arquitectónicas y urbanas han significado una mayor aceptación de la psicología urbana como un instrumento para definir factores clave a los que un proceso de diseño urbano debe prestar atención.